La ortodoncia invisible es un novedoso sistema de ortodoncia para alinear los dientes sin necesidad de brackets o alambres. El tratamiento emplea una serie de alineadores transparentes los cuales son elaborados a la medida y son removibles (se cambian cada dos semanas); su objetivo es alinear los dientes sin tener que recurrir a aparatos metálicos. Estos alineadores deben llevarse - por lo regular - al menos unas 22 horas al día y únicamente son retirados para comer.


Su novedoso software permite como ventaja adicional, que el paciente pueda ver un plan de tratamiento virtual 3D que muestra, los movimientos que durante el tratamiento, llevaran a cabo sus dientes, permitiéndole conocer desde un principio el resultado final del todo el proceso. Adicional a esto, la ortodoncia invisible brinda otros benéficos que se resumen en:


- Máxima estética

- Es removible e indoloro

- Es utilizado con mayor facilidad

- Contribuye con la higiene oral

- Proactivamente no interfiere con el habla ni con las comidas

- Es un procedimiento cómodo, con tiempos de consulta reducido

- Determina la duración del tratamiento con anticipación

- Previene la descalcificación y disminuye la cantidad de emergencias



Ventajas de la Ortodoncia Invisible

Es bastante obvio que la primera ventaja, y lo que hace que cada vez mayor número de pacientes se decanten por este sistema, es que nadie podrá notar que lo llevan puesto, gracias a que las férulas transparentes resultan casi invisibles una vez colocadas y es que tienen la forma exacta de la dentadura, lo que además las hace mucho más cómodas que los brackets.

De igual manera, en momentos puntuales, los brackets presentan serios contratiempos, como por ejemplo, a la hora de comer; las férulas de ortodoncia invisible son removibles, lo que hace que el paciente, no tenga por qué privarse de ningún plato, sencillamente basta con retirarlas para ingerir los alimentos y volver a colocarlas al finalizar. Otra de las ventajas dignas de resaltar, es que en muchas ocasiones los tratamientos son menos largos que con los brackets.